Hoy se celebra el 94º aniversario del nacimiento de Gabriel Sundukian

am en es ru
bas-qo-srti-davtaroumn-el-vouncinc-cka-grac-aysor-gabriel-soundoukyani-cnndyan-orn-e

 

"En el mundo existen pocos versados que hayan sido tan puros, realistas como lo fue Sundukian; en él no hay un solo rastro de romanticismo, ningún esfuerzo por corregir la realidad, por dorarla; ningún deseo de crear situaciones o seres extraños y misteriosos. Sundukian está sentado frente a la vida... La ha observado y visto tal cual es, y la ha replicado en su obra"

 

ARSHAG CHOBANIAN

 

Gabriel Sundukian nació el 11 de julio de 1825, en el distrito de Anchisjat, Tbilisi, en el seno del hogar conformado por el mercader Mkrtum, escapado de las severas condiciones en el monasterio de Echmiadzín. Su padre falleció tempranamente, dejando a su familia una importante herencia, tras lo cual su madre, la Sra. Tinatina, hizo todo lo posible para que sus tres hijos recibieran una buena educación. De 1832 a 1837, Sundukyan estudió con Shahan Jrpet y su esposa francesa; luego, entre 1838-1840, también estudió georgiano, ruso, latín y francés en la pensión de los hermanos Arzanian.

 

Entre los años 1840-1846, Sundukyan estudió en el Gimnasio de la nobleza de Tbilisi, después de lo cual partió para San Petersburgo e ingresó al departamento de Filología Oriental de la Facultad de Filología Histórica local, donde también perfeccionó sus conocimientos en idiomas, particularmente georgiano, turco, persa y árabe. Después de regresar a su ciudad natal, trabajó durante un tiempo en el instituto Nersisian, después de lo cual se le ofreció un puesto como traductor en el cuerpo diplomático del archiduque Mikael, viceemperador del Cáucaso por sus conocimientos idiomáticos.

En 1853, Sundukian fue acusado de tener relaciones íntimas con las esposas e hijas de los funcionarios de alto rango y pronto fue enviado a Derbent como empleado del alcalde. Curiosamente, Sundukian también se dedicó a la ingeniería. Son de diseño suyo la torre-campanario construído en Derbent, y las iglesias rusay armenia.

 

 

Después de trabajar durante cinco años en esa ciudad, regresó a Tbilisi en 1858, donde trabajó para el departamento de Comunicación Vial durante 50 años, obteniendo el rango de general civil, por lo que fue condecorado con innumerables medallas y títulos. Paralelamente, Sundukian fue una activa figura pública que comenzó a dedicarse plenamente a su vida creativa en 1896, cuando se jubila.

 

Sundukyan escribió sus primeras obras de teatro a los 40 años. Su nombre está indisolublemente vinculado a la actividad del grupo teatral Chëmëshkian-Amrikian, que desempeñó un papel importante en la conformación y el desarrollo del teatro armenio. En virtud de la labor de producción y difusión llevadas a cabo por esta compañía teatral, las obras de Sundukian gozaron en su tiempo de gran popularidad, lo que contribuyó al aumento de la reputación de la compañía en la sociedad. En esos años pluma de Sundukian fue muy prolífica: escribió "Khatabalá", "Pepo", "Sólo un sacrificio", "Hogar destruido", "Cónyuges", "Legado” entre otras, las que hoy en día siguen convocando a las nuevas generaciones. Algunas de estas obras fueron exitosamente llevadas al cine, contándose entre las joyas clásicas del género.

 

Fachada del teatro Académico Nacional G. Sundukian de Yereván

 

 

Sus obras han sido traducidas al georgiano y al ruso; y la popular pieza "Pepo" también al francés. Cabe mencionar que su "Hogar destruido" fue traducido al inglés y publicado en el mensuario Armenia de Nueva York. Sundukian sido un generoso benefactor, habiendo destinado las ganancias de algunas de sus publicaciones a instituciones filantrópicas.

 

Gabriel Sundukian murió el 29 de marzo de 1912 a la edad de 86 años y fue enterrado en el panteón Khojivank en Tbilisi. El Teatro Académico Nacional de Armenia inmortaliza su nombre, así también estatuas y calles de todo el país.

Noticias

Las más leídas

Noticias similares